Publicado: 17 de Julio de 2018

La crisis económica ha traído consigo un aumento de los casos de fraude en las bajas laborales. Esto supone, para cualquier empresa, una pérdida, pues se va a tener que hacer frente al pago de una baja fingida.

El primer paso para poder investigar este tipo de casos es acopiar toda la información posible sobre la supuesta incapacidad y el empleado/a que la padezca. Las redes sociales o testimonios del resto de compañeros de trabajo pueden ser de gran utilidad en este primer punto.

Recuerda que para poder realizar un despido procedente es necesario aportar pruebas gráficas de que, por ejemplo, el empleado está trabajando para otra empresa.

Para ello, durante la baja deberás seguir los pasos del mismo, observar su estilo de vida y las actividades que realiza. Si estas no concuerdan con el motivo de la incapacidad, sólo necesitas una prueba contundente para incriminarle.

Las bajas más comunes son las causadas por enfermedad común y la estacionalidad.

Si necesitas investigar un caso similar, no dudes en contactar con nosotros, contamos con los mejores detectives privados de Madrid.

¡Llámanos!